¡Hola de nuevo a todos!

Vuestras consultas y dudas siguen llegándonos en relación a cómo deben cumplirse los regímenes de visitas establecidos en vuestras Sentencias y, nuestros órganos judiciales siguen posicionándose en relación a si deben o no cumplirse dichos regímenes de visitas.

Así, esta mañana se ha publicado el Acuerdo del Tribunal Superior de Justicia, del que respecto a los procedimientos de familia establecen que “corresponde al juez la decisión pertinente acerca de la suspensión, alteración o modulación del régimen de custodia, visitas y estancias acordado. Las medidas adoptadas judicialmente en estos procedimientos de familia no quedan afectadas por la regla general de suspensión de plazos y actuaciones procesales. Sin embargo, ante la necesidad de preservar la salud de los hijos y de los progenitores, la ejecución práctica del régimen establecido puede verse afectada por las limitaciones impuestas durante el estado de alarma. Para la modulación de esta realidad, las juntas sectoriales de los Juzgados de Familia podrán adoptar acuerdos de unificación de criterios y establecer pautas de actuación conjunta en orden a satisfacer las finalidades de protección a que se orienta el Real Decreto 463/2020.

De ahí la importancia del reciente acuerdo hecho público hace unas horas de las dos Juezas de Familia de Girona, con el que no podemos estar más de acuerdo.

Os transcribimos los puntos más esenciales, destacando que con igual criterio que el mantenido por las Asociaciones de Abogados dedicados al Derecho de Familia, entienden que esta situación no debe amparar ningún incumplimiento de los regímenes de visitas, salvo que exista una situación de peligro para la salud de los menores, a valorar en cada caso:

a).- En los casos de custodia compartida distribuida por semanas alternas o periodos superiores, los cambios se deberán efectuar en las fechas que corresponda, arbitrando en su caso la forma en que el menor resulte menos expuesto al COVID-19. Para el caso que la custodia compartida  tenga una distribución  diferente, se exhorta a los progenitores para que mientras dure esta situación excepcional intenten distribuir los periodos de guarda como mínimo por semanas alternas, para así evitar desplazamientos innecesarios de los menores.

b).- Se mantendrán las visitas de fines de semana en los supuestos de guarda exclusiva cuando exista pernocta.  Si no existe pernocta, solo se mantendrán un día de cada fin de semana alterno.

 c).- Se suspenden las visitas intersemanales con o sin pernocta en los supuestos de guarda exclusiva, por suponer una exposición innecesaria  para el menor dada su brevedad.  Aunque se trate de días especiales, como por ejemplo cumpleaños de alguno de los hijos o progenitores.

 d).- Se mantiene la distribución de las vacaciones de Semana Santa como se acordó en cada resolución judicial.

 e).- A fin de conseguir el necesario y deseable contacto paterno-filial el progenitor custodio deberá facilitar, particularmente por medios telemáticos (Skype, facetime, videollamada, etc.) el contacto de los hijos con el progenitor no custodio como mínimo una vez al día, en horario que no perturbe el descanso o rutinas del menor.

 f).- Si alguno de los progenitores, hijos o personas que convivan en los respectivos domicilios, presenta síntomas de contagio o ha resultado positivo  en el test del COVID-19, en interés de los hijos (art. 9.2 LOPJM)  y para evitar su propagación, la guarda y custodia la ostentará en todo caso el otro progenitor, debiéndose entenderse que concurre causa de fuerza mayor, que suspende provisionalmente las medidas acordadas en el proceso en que se acordaron.

 …/…

 j).- Se advierte a los progenitores que la situación excepcional en la que se encuentra el país  no debe servir de excusa ni amparar (salvo supuestos excepcionales y que en su caso se deberán justificar adecuadamente) el incumplimiento de las medidas acordadas en las diferentes resoluciones judiciales, debiendo actuar en todo caso con prudencia, moderación, sentido común y buena fe.

No olvidéis, si iniciáis un desplazamiento para ir a buscar o recoger a vuestros hijos, llevar impresa o en vuestro teléfono la Sentencia y las comunicaciones con el otro progenitor en las que acordáis la recogida.

Seguiremos informándoos y atendiéndoos.